Horno Mágico de Play-Doh

¡Hola chicos! Espero que estéis siendo chicos muy buenos. Yo me la he pasado genial en estas festividades de Navidad. ¡No os imagináis cuantos regalos me trajo Papá Noel! Hoy os contaré sobre uno de ellos: El Horno Mágico de Play-Doh.

A mí me gusta mucho cocinar, pero por ser pequeño mis padres todavía no me dejan hacerlo. Así que, buscando videos de cocina para niños en internet, me encontré con un fabuloso juguete que me encantó y decidí agregarlo a mi lista de regalos de Navidad. Imaginaos mi sorpresa cuando en la mañana de navidad bajo a ver el árbol y estaban todos los regalos que pedí, entre ellos el Horno Mágico de Play-Doh.

Con el Horno Mágico de Play-Doh podréis preparar muchas recetas divertidas con plastilina. Recordad que la plastilina solo sirve para jugar, no sirve para comer. El set de juego incluye varios botes de plastilina de diferentes colores para hacer las recetas más coloridas y divertidas.  También cuenta con diferentes moldes para crear una variedad de platillos. El resto queda a cargo de vuestra imaginación.

Fue el primer regalo que abrí y uno de los que más me gustó. No aguantaba las ganas de comenzar a jugar y crear recetas con mi nuevo juguete. Pero, ¿qué tal si os cuento mi experiencia con el Horno Mágico de Play-Doh? Os invito a seguir leyendo.

Horno mágico de Play Doh

Comprar juguetes Toys On The Go

Mi experiencia con el Horno Mágico de Play-Doh

Antes de comenzar a jugar tuve que ir a asearme y a desayunar. Apenas terminé de reposar la comida fui corriendo hasta mi cuarto de juegos con mi Horno Mágico de Play-Doh para comenzar la diversión en Navidad.

Juntos con mis hermanitos comenzamos a jugar al café donde yo era el chef y ellos los comensales. Como primer platillo les he preparado unas suculentas magdalenas que estuvieron listas en menos de cinco minutos. Mis hermanitos las han devorado (en juego, no lo hicieron en verdad) en solo unos minutos. Estos chicos tenían mucha hambre y me han pedido que prepare rollos de canela. En la mezcla he colocado plastilina de dos colores para tener un mejor resultado. Lo increíble de todo es ver como la masa sube cuando meto los moldes al horno.

Mis hermanitos siguieron degustando platillos toda la mañana. Durante el resto del día jugamos con nuestros otros juguetes. Vosotros también podéis divertiros un montón con el Horno Mágico de Play-Doh, solo debéis decir a vuestros padres que os los compre. ¿Qué esperáis? Decidles ahora.

Horno mágico de Play Doh

Qué trae el Horno Mágico de Play-Doh

  • 6 botes de plastilina de colores variados
  • Horno
  • Plato
  • Cuchara
  • Cuchillo
  • Tenedor
  • 8 moldes

 


No hay comentarios

Deja una respuesta

Restablecer todos los campos

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.